jueves, 5 de agosto de 2010

Estrategia antidrogas fracasada: Sangre cocalera derramada en Aguaytia.

Personal del Corah erradicando cocales, en el presente año habrían destruido 8 mil hectáreas de cultivos en Huanuco y Ucayali. Foto Internet.

Van 41 años erradicando coca a sangre y fuego y lo único que ha variado es la forma de hacerlo y sostenerlo, sin que los cultivos cedan a la fuerza represiva financiada por Estados Unidos y ejecutada por personal peruano con la dirección y ‘asesoría’ de militares e inteligencia norteamericana: Departamento de Estado de E.U, NAS, USAID, DEA, etc. a través de las onegés que financian y digitan y agentes especiales disfrazados de analistas y expertos presuntamente formados y entrenados en ambientes de terror y ocultismo, al estilo de la ‘Escuela de las Américas’.

El año pasado fue en el ‘Bolsón Cuchara’ donde varios cocaleros cayeron bajo las balas disparadas arteramente con el justificativo que el personal policial fue atacado por hombres armados – entiéndase narcoterroristas- que intentaban frenar la erradicación de los cultivos de coca, el tiempo demostró que el supuesto ataque armado nunca existió y el grupo de personas desesperadas ante la destrucción de su sustento eran hombres y mujeres, incluido niños con palos y machetes. Si bien la situación de tensión que se genera ante situaciones de hostigamiento de los cocaleros contra le personal del Corah y la policía genera peligro, era de esperar que se pusieran en práctica acciones de contingencia de carácter disuasivo, tal como se hacía en los años 80 y 90s cuando el peligro era mayor dado la presencia casi masiva de subversivos senderistas.

Situación difícil enfrenta la policía que da cobertura al Corah, lo que desencadena acciones mortales por falta de una preparación adecuada o inexistencia de planes de contención adecuados. Foto PNP.

Hoy el teatro de operaciones es el valle del Shambillo, donde según los voceros subvencionados con fondos de la estrategia antidrogas solo existía palma aceitera y cacao del exitoso desarrollo alternativo.

Un cocalero muerto y otro gravemente herido con el rostro destrozado por un artero balazo, es el saldo de otro intento frustrado de evitar la erradicación de los cultivos de coca en el caserío Río Negro.

Esta vez también el justificativo fue que fueron atacados con armas de fuego por los cocaleros, que según el coronel Jorge Linares podrían ser del MRTA por que antes de dispararles a mansalva daban gritos de guerra en nombre del desaparecido grupo tupacamarista. “de no haber impactado la bala en la cacerina de un policía estaríamos lamentando la muerte de un valeroso agente” le dijo a periodistas de medios radiales, al tiempo de incidir que solo respondieron al ataque armado de la ‘turba’ de 300 personas.

Otro de los consabidos artilugios a manera de justificativos para la erradicación violenta de la coca es que se encuentran numerosas pozas de maceración de hojas de coca, lo que “vincula a los cocaleros con los narcotraficantes”, como si antes de ello el numeroso personal dedicado a la lucha antidrogas y el servicio de inteligencia no pudieran detectarlos y erradicarlos, o será que es el personal del Corah quien además de erradicar las plantas de coca, se encargan de ubicar y destruir las pozas de maceración de hojas de coca que rimbombante e interesadamente son presentados como ‘sofisticados laboratorios de cocaína’.

Coronel PNP Jorge Linares atacó la ética de los periodistas de Aguaytia, quizá por que el periodista German Noly Mestanza, quien dijo haber sido testigo del ataque policial y aseguró que los campesinos no estaban armados. En un primer momento habría negado la existencia de un muerto, luego ante las filmaciones difundidas admitió que recogió y dio protección al cadáver para evitar que fuera devorado por los animales en el monte. Foto cortesía.

Los peones de la estrategia antidrogas, se encargan del trabajo paralelo en los medios que controlan para incentivar, justificar, sostener y mercenarizar la violenta destrucción de los cultivos de coca que en los últimos años volvieron con fuerza a consecuencia del fracaso del mal llamado desarrollo alternativo, ejecutado y conducido de manera inepta y corrupta. Los cultivos de coca no tendrían razón de existir si en verdad existiría una economía sostenida alterna a la coca y al narcotráfico.

La estrategia mediática arranca antes de la erradicación con los supuestos analistas y expertos opinando en los medios sobre el crecimiento espectacular del narcotráfico y la falta de una decisión política para la erradicación de la droga, también sobre la amenaza del crimen organizado a la estabilidad democrática, es decir, el mensaje es que la terrible amenaza del narcotráfico justifica cualquier acción criminal contra los productores de coca.

Una vez producido los eventos funestos con perdidas de vida, el turno es de los inventores de cifras que tiene la misión de hacer aparecer a la zona como sometida a una economía narcotizada y una sociedad que vive o convive con el narcotráfico. Las posiciones oportunistas y subalternas contrastan con los objetivos que debería tener una estrategia contra las drogas que sea eficiente y respete los derechos humanos.

Andrés Bautista Crisostomo de 40 años es el cocalero que según la población de la provincia de Padre Abad fue asesinado alevosamente. Él se había acogido años atrás al programa de erradicación concertada de Devida-Chemonics en el caserío Río Negro – valle de Shambillo, eliminó su cocal y se dedicó a la palma aceitera y cacao, pero fue abandonado por el PDA y cayó en una gran pobreza que le ocasionaron problemas económicos y familiares, por lo que tuvo que volver a la coca.

En estas circunstancias acompañó al grupo que intentó retirar de la zona al campamento del Corah, según los testigos llevaba como todos los agricultores presentes un palo y fue baleado directamente a la cabeza como si se tratara de un elemento con arma de fuego y atacando a matar.

Juan Reyes Vega de 21 años, el otro cocalero que recibió un certero disparo en el rostro que prácticamente lo destrozó, fue llevado por sus propios compañeros a Pucallpa donde los médicos luchan por salvarle la vida, esta claro que el objetivo también fue eliminarlo como si se tratara de un terrorista, pese a que no tenía arma alguna.

El objetivo en base a la permisividad del gobierno aprista es primero matar y luego indagar o simplemente que en el Frente Policial del Huallaga y especialmente sus oficiales se han tomado en serio la manoseada comparación que cocalero es sinónimo de senderista o narcotraficante o como dicen los Vargas y Antezanas y su gente, simplemente ‘narcoterroristas’.

Jimmy Duran Aquino, el tercer herido, tuvo mejor suerte, fue impactado por una bala en la pierna, su caso es anecdótico, por que él fue jefe de la agencia agraria de Aguaytia y como tal siempre apoyó a los agricultores en sus cultivos de palma, café y cacao y conoce muy bien la triste realidad de los campesinos y los efectos del propagandizado PDA o de los falsos modelos e inexistentes milagros de desarrollo.

La huelga indefinida que abarcaba Aguaytia y el valle del Shambillo, se ha extendido hasta Campo Verde por el norte y Puente Chino por el sur, con el bloqueo de la carretera Federico Basadre y la toma de los puentes: Aguaytia, San Alejandro, Huacamayo y otros, las reuniones de emergencia en Aguaytia, San Alejandro, Von Humbolt, Curimaná y otros pueblos se prolongó hasta altas horas de la noche del 4 de agosto y se elaboraron sendas plataformas de lucha para radicalizar la protesta, según dijeron “hasta las últimas consecuencias”.

Mientras tanto parte del personal del Corah y de la policía fueron trasladados a la base de la marina de guerra, aunque también trascendió que un grupo se había trasladado al caserío San Martín hacia donde mañana se trasladará un grupo numeroso de cocaleros, se espera que no se repitan los lamentables hechos suscitados en Río Negro.

En cuatro décadas se han erradicado más de 200 mil hectáreas de coca y hoy tenemos varias decenas de miles, se gastaron cientos de millones de dólares en nombre del desarrollo alternativo y la interdicción al narcotráfico y este último sigue fortalecido aunque no en los niveles que los opinantes por interés propio desearían para seguir medrando a costa del dolor, las lagrimas y la muerte de gente pobre cuyo único delito es cultivar coca como una alternativa a la sobrevivencia.

Con el cuento que apoyan la lucha contra las drogas y cobran en dólares un grueso número de empleados USA se dan la gran vida y se enriquecen, es decir, se sacaron la lotería quedándose con parte de los recursos que debería llegar a los campesinos para acabar con el círculo vicioso sin fin, esa es la percepción del campesinado cocalero en un conflicto que nadie sabe cuánto más durará…

1 comentario:

Anónimo dijo...

Que lastima poder encontrar gente que se dice "analista" y que solo que se nota que su escrito esta totalmnte parcializado...o esque defiende algun interes??...y no ve lo evidente... habla de Shambillo sonde dice q no existe mas q palma y cacao... pero de donde el CORAH ha erradicado casi 2000 has de coca en 40 dias y ha encontrado y destruido mas de 40 posas de maceracion..es decir encontrando 1 laboratorio de drogas por dia... por q no habla de estos temas este otros este señor... realmente me indigna como quieren manejar la opinion del publico este tipo de seudoperiodistas que se hacen llamar analistas....

Síguenos por correo


.........................................................................................................
Si desea ponerse en contacto con nosotros, escribanos a: leyendadelhuallaga@hotmail.com
.........................................................................................................
Equipo de Prensa:

Director: Ing. Agrónomo y Periodista Felipe A. Páucar Mariluz.
Edición Web, Reporteros e investigadores: Grupo Prensa Verde.

........................................................................................................
La Leyenda del Huallaga

© Copyright 2008 - 2015. Todos los derechos reservados.