lunes, 29 de julio de 2013

Proética y Transparencia Internacional presenta estudio sobre corrupción: Barómetro 2013

Felipe A. Páucar Mariluz.



La sensación que la corrupción es el primer mal de la sociedad peruana crece, sin que exista intención política de combatirla.

"Un 20 por ciento de peruanos en general reportó haber tenido que pagar una coima al llevar a cabo el trámite en ocho instituciones de servicio público, es decir, uno de cada cinco. Esta proporción ubica a Perú, en comparación con el resto de países de América, en una situación que no es la más crítica, pero tampoco es la mejor", advierte.

El Poder Judicial es percibido como la institución más afectada por la corrupción, de acuerdo con el Barómetro Global de la Corrupción 2013, estudio en el cual, además, uno de cada cinco peruanos dice haber pagado una coima para recibir atención pública.

La percepción de gravedad de la corrupción, según el estudio elaborado por Transparencia Internacional, se extiende también a los partidos políticos, la Policía Nacional y el Congreso de la República.

En otros países de América, a diferencia de Perú, los partidos políticos ocupan el primer lugar en la percepción de la corrupción. En ambos casos, sin embargo, "se afecta la legitimidad del sistema democrático y se afianza la desconfianza de los ciudadanos hacia lo público".

Estos datos –asegura Proética, encargada del estudio en Perú– demuestran la urgencia de implementar medidas que prevengan el aprovechamiento del cargo público para beneficio personal como el Plan Nacional Anticorrupción 2012-2016 y reformas específicas en estas instituciones.

Sobre el pago de coimas en instituciones o servicios públicos, el Barómetro Global de la Corrupción 2013 revela también que el 44 por ciento de los encuestados refirió haber pagado un soborno en la Policía.

Otro 32 por ciento indica que se vio obligado a hacerlo en el Poder Judicial; el 13 por ciento, al efectuar trámites para obtener registros y permisos; el 12 por ciento, por la propiedad de la tierra; y el 11 por ciento, por servicios educativos.

Entre las razones más frecuentes que mencionan para el pago de un soborno están: agilizar un trámite (43 por ciento), como única forma de asegurar que el servicio termine con éxito (34 por ciento).

En el primer caso, Proética explica que el pago de un soborno está vinculado con lo lento de los procesos en las instituciones públicas, mientras que la segunda respuesta indica la sensación de incertidumbre de que su trámite se vaya a completar.
Bolivia (36 por ciento) y México (33 por ciento) registran las tasas más altas en el pago de coimas; en tanto que Canadá y Uruguay, con 3 por ciento cada uno, son los países donde el pago de sobornos es menos común.

No hay comentarios:

Síguenos por correo


.........................................................................................................
Si desea ponerse en contacto con nosotros, escribanos a: leyendadelhuallaga@hotmail.com
.........................................................................................................
Equipo de Prensa:

Director: Ing. Agrónomo y Periodista Felipe A. Páucar Mariluz.
Edición Web, Reporteros e investigadores: Grupo Prensa Verde.

........................................................................................................
La Leyenda del Huallaga

© Copyright 2008 - 2015. Todos los derechos reservados.